Cinco pasos para conseguir capital para tu comercio

30
September 2020

¿Eres un pequeño emprendedor transicionando la  tormenta económica del 2020? ¿Necesitas ayuda para que tu negocio siga adelante? ¿O quizás solo un pequeño incentivo para renovar tu inventario?

Si buscas capital para tu negocio pero todavía no te animas a tomar el primer paso porque desconoces del tema, puede que estos cinco pasos te guíen en cuanto a tomar la mejor decisión para ti y tu negocio. 

 

1. Desarrolla un plan de negocios lo suficientemente potable para ti y tu prestador 

Los prestadores querrán saber cómo tienes pensado utilizar el dinero. Sólo así podrán  asegurarse de que tengas los recursos necesarios para devolver el anticipo en los plazos acordados. Opta por un plan de negocios que transmita seguridad a corto y largo plazo, de esta manera convencerás a tu prestador que realmente vale la pena financiar tu proyecto de negocio. 

Si planificas tu inversión inteligentemente, tu también saldrás beneficiado. Es importante comprender la cantidad de capital que necesitas para invertir y cuánto podrás devolver. Incluye todo la información que le haga falta a tu plan, incluyendo finanzas actuales y proyectadas. Demuestra que tu negocio cuenta con el flujo de efectivo necesario  para cubrir gastos actuales y nuevos pagos financieros.

Recomendamos que tu plan incluya: una breve descripción de tu compañía, servicio y producto; un análisis del mercado o la industria; un plan de instalaciones y operaciones; una estrategia de ventas y marketing y, por último, un análisis de SWOT (Fortalezas, Debilidades, Oportunidades y Amenazas, conocido como SWOT por sus iniciales en inglés).

Lee más acerca de cómo crear el plan de negocios ideal aquí. 

 

2. Elige la prestación indicada para ti y tu comercio.

Los prestadores tradicionales, bancos o cooperativas de crédito ofrecen las siguientes opciones:

• Préstamos a corto o largo plazo: Este tipo de financiación proporciona una cantidad específica de dinero a una tasa de interés fija o variable durante un período de tiempo determinado. Provienen de prestadores convencionales cómo bancos o cooperativas de crédito. Sus términos y condiciones son sumamente favorables, pero sus requisitos son a veces demasiado estrictos o casi imposibles para muchos emprendedores. 

• Préstamos de la SBA (Agencia Federal de Negocios Pequeños): Este tipo de financiamiento federal, le otorga préstamos a pequeñas empresas a través de prestadores intermediarios.  Para calificar para sus programas, debes tener excelente crédito personal. Adicionalmente, su proceso de solicitud puede demorar varios meses. 

 

3. Evalúa si calificas. 

Antes de postularte para un plan de financiamiento, presta atención en cómo se evaluará tu solicitud. Seguramente el prestador se fijará en tu crédito personal y comercial, tu flujo de fondos, trayectoria comercial, el rendimiento de tu industria, fidelidad y tu garantía colateral. 

Filtra todos las opciones y quédate sólo por aquellas que consideres más viables para ti y tu comercio. Puede que no califiques para todas. Por ejemplo, para obtener un adelanto de la SBA (Agencia Federal de Negocios Pequeños), tendrás que estar al día con tus préstamos gubernamentales. Cualquier tipo de inclumiento, cómo por ejemplo, un simple retraso en el pago de un préstamo estudiantil federal o hipoteca te puede descalificar.

Muchos prestadores no te aceptaran si no cuentas con un puntaje de crédito alto. Para calificar para un préstamo bancario, necesitarás un puntaje de más de 700 y para aquellos garantizados por el SBA, 640 o más. 


4.Prepara tu documentación 

Cuándo se trata de un préstamo bancario, puede que tengas que presentar: balances comerciales, declaraciones de pérdidas y ganancias;  informes de tu crédito personal y comercial; tu declaración de renta, extractos bancarios, licencias comerciales, contratos de franquicia y, en algunos casos, cotizaciones de contratistas y proveedores.

 

5. Solicita el préstamo

¡Felicitaciones! Ha llegado el momento de solicitar tu préstamo. Es posible que tengas que tramitar la financiación de manera presencial en el banco o alguna sede gubernamental- 

 

Fondos de Financiamiento Alternativos

Si su pequeña empresa todavía se encuentra en las primeras etapas de crecimiento, no dude en optar por fondos de financiamiento alternativos. Este tipo de financiación se centra en el potencial de ganancia de su negocio a futuro y no en su historial de crédito. 

Las fuentes de financiación alternativas son ideales para los propietarios de pequeñas y medianas empresas- especialmente si buscan acceder a capital de trabajo rápidamente y / o no califican para los préstamos bancarios más tradicionales. No hace falta tener un puntaje de crédito perfecto para recibir aprobación en tu pedido de financiación. Y lo mejor de todo, es que el proceso de solicitud seguramente le tomará unos minutos, no meses. 

Dentro de las posibilidades de financiamiento alternativo, se encuentran los adelantos en efectivo para comerciantes. Este tipo de fondos están diseñados para satisfacer las necesidades de las empresas más pequeñas. Y en cuanto reciba confirmación que califica, no tendrá que esperar un mes o más para tener los fondos depositados en su cuenta, si no que sólo un par de días. 

No tiene por qué salir de su hogar o negocio para pre-calificar para este tipo de financiamiento. Lo puede hacer vía web en sólo unos minutos.  One Park Financial trabaja para ayudar a los propietarios de pequeñas y medianas empresas a acceder al tipo de financiación que verdaderamente satisfaga sus necesidades como emprendedor.  

Establecida en 2010 y fundada por pequeños empresarios, One Park Financial comprende los desafíos asociados con los préstamos para pequeñas empresas y su necesidad de capital de trabajo. Visite oneparkfinancial.com o llame al 855.218.8819 y conéctese con un experto en financiamiento para descubrir las opciones que tienen sentido para usted y su empresa.