Una guía sobre los adelantos de efectivo y cómo funcionan

11
January 2022

¿Has oído hablar de la financiación basada en los ingresos? Un adelanto de efectivo comercial, también conocido como MCA o Merchant Cash Advance (en inglés), es un anticipo de capital contra los ingresos futuros esperados de una empresa. Un adelanto de efectivo es una alternativa de financiamiento a un préstamo tradicional para pequeñas empresas. Con un adelanto de efectivo, una empresa te da una suma global de efectivo que pagas de regreso automáticamente con tarjeta de débito y crédito.

En este artículo, responderemos todas tus preguntas como propietario de una pequeña empresa, para que puedas definir si un adelanto de efectivo es la opción correcta para hacer crecer tu negocio. Sigue leyendo y obtén más información sobre cómo funciona un adelanto en efectivo.

¿Cómo funcionan los adelantos en efectivo?

Un adelanto es un préstamo basado en los ingresos futuros de tu negocio. Este adelanto va a ser pagado mediante un retiro automático. El monto se establece de antemano con un porcentaje de tu saldo bancario diario (generalmente diario o semanal, pero los términos y requisitos pueden variar). Los adelantos en efectivo son ideales para pequeñas empresas que requieren capital rápidamente para cubrir problemas de flujo de efectivo o gastos a corto plazo.

¿Qué es la tasa de recuperación o retorno?

A diferencia de otros préstamos comerciales tradicionales, los adelantos no tienen condiciones de pago estándar. La tasa de recuperación es el porcentaje de tus ventas que se retirará automáticamente de manera diaria o semanalmente. Esto hasta que se termine de pagar el adelanto comercial.

La tasa de retorno generalmente puede estar entre el 5 y el 15% de tus ganancias. Puedes elegir el plazo de devolución, pero es fundamental tener en cuenta que dependerá del importe del adelanto. Además, estos reembolsos deben realizarse entre un periodo que va de los 8 a 9 meses, pero pueden oscilar entre 3 y 18 meses.

Hay dos formas de pagar un adelanto de efectivo:

  • Un porcentaje de las ventas con tarjeta de débito/crédito de tu empresa.

  • O retiros fijos de la cuenta bancaria de tu negocio.

Un adelanto comercial generalmente se estructura retirando un porcentaje de las ventas con tu tarjeta de débito/crédito. En este caso, los plazos de pago se basan en las ventas de tu negocio y pueden oscilar entre tres y 18 meses. Cuanto más altas sean las ventas de tu negocio, más rápido pagarás el anticipo. Veamos un ejemplo:

Supongamos que estuviste de acuerdo con tu patrocinador sobre los términos y establecieron un porcentaje de tus ingresos que iba a ser retirado de manera automática. Por ejemplo, si pagas diariamente a una tasa fija del 10% y los ingresos del día fueron $1,000, el monto de pago de ese día sería de $100.

Digamos que otro día, tuviste un ingreso diario de solo $100, entonces tu monto de reembolso para ese día sería de $10. Los reembolsos de tu negocio se retiran automáticamente de acuerdo con los términos del acuerdo del adelanto comercial hasta que pagues el adelanto y cualquier otra tarifa asociada y costo de capital.

¿Debes tener un buen puntaje de crédito para calificar para un adelanto?

La respuesta es no. Un adelanto puede ser una excelente oportunidad para empresas nuevas y pequeñas. El dueño de un negocio no debe tener un historial de crédito excelente, o incluso bueno, para ser aprobado. Incluso si no cumples con los requisitos necesarios para obtener la aprobación de un préstamo bancario, puedes solicitar un adelanto de efectivo.

¿Cómo calcular las tasas y tarifas de un adelanto de efectivo?

En los adelantos de efectivo se utilizan las tasas de factores en lugar de las tasas de porcentaje anual que suelen utilizar las tarjetas de crédito y los préstamos bancarios.

Estas tasas de factores están entre 1.1 y 1.5 para representar el monto total reembolsado al financiador. Hemos proporcionado una fórmula para determinar cuánto costará reembolsar un adelanto. Para calcular el costo de tu adelanto de efectivo, puedes usar la siguiente fórmula:

Monto total de reembolso = Anticipo recibido x tasa de factor

Por ejemplo, obtienes un anticipo de $25,000 con una tasa de factor 1.3

25.000 x 1.3 = $32,500

En ese escenario, pagarías $7,500 de tasa de factor. Por supuesto, puede haber tarifas adicionales, como una tarifa de procesamiento o configuración. Siempre es esencial verificar cuidadosamente los términos de tu adelanto, tal como lo deberías hacer con cualquier acuerdo comercial.

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de los adelantos?

Todas las opciones de financiación tienen sus altos y sus bajos, pero esto va a depender de tus necesidades y las de tu negocio. Primero debes ser realista acerca de lo que puedes permitirte devolver y cuánto adelanto debes aceptar antes de llegar a un acuerdo. Así mismo, si lo que buscas es crecer tu puntaje crediticio comercial, puede ser negativo que los reembolsos del adelanto se rebajen automáticamente de tu cuenta comercial. Un adelanto comercial no es un préstamo, por ende, no es considerado por los burós de crédito y no aumenta tu calificación crediticia.

Lo positivo es que los reembolsos automáticos están vinculados a tus ingresos diarios lo cual puede hacer más fácil pagar un adelanto, especialmente si tu negocio tiene altibajos estacionales.

Si hemos respondido a todas tus preguntas y estás buscando acceder a financiamiento rápido para tu negocio ponte en contacto con uno de nuestro especialista. En One Park Financial trabajamos con una red de fuentes de financiamiento. Así que, si eres dueño de un negocio y buscas invertir en tu crecimiento, tienes al menos tres meses en el negocio y ya estás generando más de $7,500, puedes verificar si pre calificas llenando nuestro formulario en línea. ¡Comienza tu proceso con nosotros hoy mismo!

Descargo de responsabilidad: El contenido de esta publicación se ha elaborado únicamente con fines informativos. No pretende proporcionar ni debe ser considerado como asesoramiento fiscal, legal o contable. Consulte con su asesor fiscal, jurídico y contable antes de realizar cualquier transacción.