Saltar navegación
Graphic Divider Rise

¿Cuáles son los requisitos para solicitar un préstamo comercial?



Conoce a Emily, una panadera apasionada cuyos deliciosos pasteles rápidamente conquistaron su ciudad. Cuando la demanda por su repostería se disparó, esta emprendedora se enfrentó a un nuevo desafío: ampliar su tienda y su personal. Pero, para crecer un pequeño negocio se necesita algo más que amor y esfuerzo, se requiere de capital.

Cada tipo de préstamo comercial tiene sus complejidades y requisitos, así que el siguiente paso para Emily fue ponerse a la tarea de estudiar los principales requisitos de préstamos comerciales. Comprender los requisitos fue fundamental para que esta empresaria pudiera conseguir los fondos que necesitaba.

Si estás en búsqueda de capital para tu pequeño negocio, y ocupas entender cuáles son los principales requisitos para calificar para un préstamos, este artículo te puede ayudar. En las siguientes secciones, vamos a profundizar en los requisitos esenciales para préstamos comerciales y qué tipos de préstamos comerciales existen. Ármate con el conocimiento para que puedas asegurar el capital que tu empresa necesita para prosperar.

Cinco requisitos para calificar para un préstamo comercial

Un préstamo comercial es una suma de dinero que se presta a una empresa para financiar diversas necesidades comerciales, como la expansión, la compra de equipos o los costos operativos. Estos préstamos, deben pagarse con intereses durante un período específico y pueden provenir de bancos, cooperativas de crédito o financistas en línea.

Los requisitos de los préstamos comerciales pueden cambiar según el financista y cuál vaya a ser el uso de los fondos. En términos generales, algunos de los requisitos que puedes anticipar los siguientes:

1. Plan de negocios y propuesta de préstamo

Digamos que vas a un restaurante e intentas ordenar sin ni siquiera ver el menú. Suena extraño, ¿verdad? Lo mismo ocurre con la presentación de una solicitud de préstamo sin un plan de negocios y una propuesta de préstamo. Simplemente no es recomendable.

Considera tu plan de negocios como el 'menú' detallado de tu empresa. Deberás presentar de manera holística tus objetivos comerciales, ingresos anuales, estrategias, público objetivo y análisis integral de la competencia.

Este plan también debe incluir tus proyecciones financieras, idealmente para tres años. Esto muestra tu perspicacia financiera e indica tu preparación para navegar el curso futuro de tu negocio.

Considera una propuesta de préstamo también. Este documento debe exponer por qué necesitas un préstamo comercial. Ya sea para adquirir maquinaria nueva o ampliar el alcance de tu negocio, muestra claridad y detalle en tu propuesta, esto puede aumentar tus posibilidades de obtener ese préstamo.

2. Historial de crédito

Tener un excelente puntaje crediticio y un historial de crédito comercial, aumentan significativamente tus posibilidades de obtener un préstamo. Los financistas verifican tu puntaje de crédito para evaluar si puedes manejar la deuda. Los puntajes crediticios de empresas como FICO, son ampliamente utilizados en las decisiones crediticias. Estos varían entre los 300 a 850, y cuanto mayor sea tu puntaje, mejor.

Por lo general, se necesita un puntaje de crédito personal de 690 o más para calificar para un préstamo de la SBA o un préstamo bancario tradicional para pequeñas empresas. Si deseas verificar tu puntaje de crédito, puedes obtenerlo de forma gratuita en plataformas como Experian USA. Sin embargo, no es solo tu historial de crédito personal lo que importa. Los puntajes de crédito comercial también entran en juego. Estos por lo general se miden en una escala de 1 y 100.

Y qué pasa, si, ¿no tienes un crédito comercial?, empieza a crear un historial crediticio comercial hoy. Primero deberás separar tus finanzas personales y comerciales. Registra tu negocio, obtén un EIN federal y abre una cuenta bancaria comercial. Asegúrate de trabajar con proveedores que informen tus pagos a tiempo.

Los financistas en línea tienden a ser más comprensivos con los puntajes de crédito. Hay financistas que se enfocan más en tus ganancias y el potencial de ventas de tu negocio. Por ejemplo, One Park Financial requiere un puntaje de crédito personal mínimo de 500. Lo cual te deja ver que, no en todos los casos vas a necesitar un puntaje de crédito alto para presentar una solicitud préstamo comercial

Una imagen que muestra cómo se ve el puntaje de crédito de un negocio

3. Garantías o activos

Al obtener un préstamo para una pequeña empresa, es probable que debas traer algo a la mesa, y eso suele ser algún tipo de garantía. Esto puede incluir garantías como el equipo de tu negocio, bienes raíces o incluso inventario. Esto quiere decir que, en caso de que no puedas realizar los pagos del préstamo, el financista podrá reclamar tus activos para recuperar el dinero prestado.

Por supuesto, también hay préstamos comerciales que no requieren de garantía física o colateral. Sin embargo, por lo general todavía necesitan una garantía personal. En algunos casos, los prestamistas pueden optar por implementar lo que se conoce como un gravamen general sobre los activos de tu empresa. Este tipo de garantía otorga al prestamista el derecho de hacerse cargo de una amplia gama de activos comerciales si no pagas el préstamo.

Por ejemplo para el Programa de Préstamos 7(a) de la SBA, si pides un préstamo superior a los $25,000, generalmente se solicitará una garantía colateral o personal de cualquier persona que posea al menos el 20% del negocio. En otras palabras, si no puedes devolver el préstamo, estarás obligado a pagarlo con tus activos.

De manera similar, si un banco comercial otorga un préstamo a una empresa manufacturera, el banco puede solicitar una garantía en forma de maquinaria o equipo. Si los pagos del préstamo se estancan, es posible que el banco tome estos activos para recuperar su dinero.

Cada prestamista tendrá sus propias reglas y requisitos, no dudes en pedir una aclaración si no estás seguro de algo. Después de todo, comprender los aspectos de tu contrato de préstamo es fundamental para asegurarte de que tomes la decisión correcta para tu negocio.

4. Ingresos y rentabilidad

Tener un ingreso anual constante es un factor crítico que los financistas consideran al evaluar tu negocio para el financiamiento comercial. Los financistas van a profundizar en tus documentos financieros, como tus declaraciones de ingresos, estados de flujo de efectivo, balances y estados de cuenta bancarios. De esta manera se puede evaluar la salud de tu negocio y tu capacidad para pagar un préstamo.

Por ejemplo, One Park Financial requiere que las empresas muestren un ingreso anual de $90,000 para ser elegibles para financiamiento comercial. Otros prestamistas ponen sus estándares más altos; el prestamista en línea OnDeck requiere un ingreso anual de $100,000 para calificar para su línea de crédito, mientras que Bank of America solicita $250,000 para sus préstamos comerciales garantizados.

Si estos números parecen fuera del alcance de tu negocio, ¡no te preocupes! Las opciones alternativas de financiación, como el factoraje de facturas, pueden ser más accesibles para las empresas con menores ingresos. Estas opciones pueden beneficiar a las empresas más nuevas o más pequeñas que siguen aumentando sus ingresos.

Recuerda, el objetivo principal es mostrar a los financistas que tu negocio es confiable y que puedes pagar un préstamo.

5. Relación deuda-ingresos

Comprender tu relación deuda-ingreso (DTI por sus siglas en inglés) es vital cuando buscas un préstamo comercial. Esta relación compara tu deuda mensual con tu ingreso bruto, lo que ayuda a los prestamistas a evaluar si puedes administrar una deuda adicional.

Puedes calcular tu relación DTI dividiendo tu deuda mensual por tu ingreso bruto. Por ejemplo, si tu empresa tiene una deuda mensual de $10,000 y un ingreso bruto de $20,000, tu índice DTI es del 50% ($10,000/$20,000 x100).

Una relación DTI alta puede indicar un mayor riesgo para los prestamistas, lo que sugiere que tu empresa puede tener dificultades para manejar pagos de deuda adicionales. Si bien el DTI aceptable varía según el prestamista, generalmente es beneficioso mantener tu DTI en o por debajo del 43% para parecer más favorable para los posibles prestamistas.

Considera otro ejemplo: una empresa con una deuda mensual de $5,000 y un ingreso bruto de $25,000 tendría una relación DTI de 20% ($5,000/$25,000 x100). Es más probable que los prestamistas vean favorablemente esta proporción más baja, ya que sugiere que el negocio tiene un equilibrio cómodo entre la deuda y los ingresos.

Para simplificar este proceso, puedes usar herramientas en línea como la calculadora de relación deuda-ingreso para calcular tu relación DTI. Con este conocimiento, puedes preparar mejor tu solicitud de préstamo, aumentando tus posibilidades de aprobación.

un grupo de dueños de negocios felices porque les aceptaron su préstamo para su negocio

Tipos de préstamos comerciales

Ahora que sabes un poco más sobre cuáles son los principales requisitos comerciales para aplicar para un préstamo comercial, familiaricémonos con los siguientes siete tipos de préstamos comerciales:

  • Financiamiento a largo o corto plazo: Este financiamiento es una opción popular para los dueños de empresas que necesitan una cantidad de capital considerable. En su mayoría tienen un interés fijo, lo que significa que debes pagar la deuda regularmente durante un período de tiempo específico.

  • La Agencia Federal de Pequeños Negocios (SBA): Un préstamo de la SBA es un préstamo garantizado por el gobierno proporcionado por la Administración de Pequeñas Empresas de EE. UU. Estos préstamos ofrecen términos favorables, tasas de interés más bajas y están diseñados para la expansión comercial, capital de trabajo, compras de equipos o costos iniciales. ¿El inconveniente? El proceso de solicitud puede ser largo y riguroso, requiriendo mucha documentación y paciencia.

  • Línea de crédito: Una línea de crédito empresarial funciona de forma muy parecida a una tarjeta de crédito. Tienes un límite de crédito y puedes disponer de él cuando lo necesites. Ofrece flexibilidad en la gestión del flujo de efectivo y suele utilizarse para necesidades a corto plazo, como la compra de existencias o respaldo para gastos operativos. Para poder optar a una línea de crédito empresarial se requiere a menudo un buen crédito y una garantía colateral.

  • Préstamos para equipos: Si necesitas equipos específicos para el funcionamiento de tu empresa, este tipo de préstamo puede ser ideal. Los financistas proporcionan fondos para comprar el equipo, que servirán como garantía del préstamo. La ventaja es que puedes financiar hasta el 100% del coste del equipo. Es más beneficioso a largo plazo si el equipo conserva su valor durante el plazo del préstamo.

  • Factoraje de facturas (Invoice factoring): Consiste en vender tus facturas no cobradas a una empresa de factorización por un porcentaje de su valor. De este modo, se obtiene efectivo por adelantado en lugar de esperar a que los clientes paguen. Puede ayudarte con las necesidades inmediatas de liquidez, pero recibirás menos del valor total de la factura.

  • Financiación basada en los ingresos: La financiación basada en los ingresos permite a una empresa recibir capital inicial a cambio de un porcentaje de los futuros ingresos. Suele reembolsarse a lo largo de un periodo dado, con pagos que fluctúan en función del volumen de ventas.  Es una buena opción para obtener una entrada rápida de efectivo. El reembolso del préstamo puede aumentar durante los periodos de ingresos elevados.

Al igual que los préstamos personales, los préstamos para empresas pueden ser complicados, pero conocer las opciones ayuda a elegir el que mejor se adapte a tus necesidades. Investiga y consulta todas las condiciones antes de firmar el contrato de préstamo.

Pedir prestado de forma responsable es fundamental para evitar consecuencias graves como la ejecución hipotecaria, la quiebra o tasas de interés más altas en el futuro.

¿Listo para llevar a tu negocio al siguiente nivel?

¡La financiación adecuada puede allanar el camino! Asegurar el financiamiento comercial es más que una tarea: es un viaje estratégico que requiere una preparación y planificación cuidadosas. Pero las recompensas valen la pena. Con el capital adecuado, puedes hacer que tu negocio pase de un punto muerto a un emocionante camino de crecimiento y expansión.

En One Park Financial, somos expertos en ayudar a empresas como la tuya a navegar por los mares financieros. Cumples con nuestros requisitos básicos si tu empresa ha estado funcionando durante al menos tres meses y genera un ingreso mensual mínimo de $7,500.

Nuestro equipo de expertos en financiamiento está a la espera, listo para ser tu socio a lo largo de este viaje. Entonces, ¿por qué esperar? ¡Completa nuestro formulario en línea y pre califica ahora con One Park Financial y permítenos ayudar a que tu negocio llegue a su máximo potencial!

Descargo de responsabilidad: El contenido de esta publicación se ha elaborado únicamente con fines informativos. No pretende proporcionar ni debe ser considerado como asesoramiento fiscal, legal o contable. Consulte con su asesor fiscal, jurídico y contable antes de realizar cualquier transacción.

¿Qué te detiene de empezar a crecer hoy?

Podemos ser tus socios para que accedas rápido a la financiación que necesitas. Desde el 2010 hemos hecho la diferencia en la vida de muchos dueños y dueñas de pequeños negocios.

¿Listo o lista para construir tu éxito?

¡Precalifica hoy mismo!